El dolorido sentir

53374883.jpg

“No me podrán quitar el dolorido
sentir, si ya del todo
primero no me quitan el sentido.”
G.de la Vega

No me arrebataréis lo que he ganado
aquello que me hace ser quien soy:
“el dolorido sentir”, el desafío,
el derecho a nadar en ese río
y a no guardar la ropa donde voy.

No podréis acallar mi voz dormida
porque ésa es mía, habita en mi silencio,
y la tejen aquellos que me aman
con hilos invisibles y perfectos.

Cuando todo falla, cuando nada nos queda, cuando nos encontramos defnitivamente desnudos ante nosotros mismos sin nadie más a quien rendirle cuentas que a nuestra propia dignidad, es entonces cuando comprendemos la importancia de tener unas firmes convicciones que sostengan lo mejor posible nuestra entereza. No todo vale, no siempre hay un precio, hay compañeros de viaje con los que no merece la pena caminar, por muy interesante que sea el camino o muy fructífero el sitio al que conduce.

2 comentarios sobre “El dolorido sentir”

  1. Isolda dijo:

    Tampoco me voy a callar ante este poema magnífico y el texto que sigue y lo redondea. Me ha encantado, Marisa. Un beso enorme

  2. Carmen dijo:

    Vuelvo a leer tu poema y vuelvo a leer la prosa que lo acompaa y siento que son la misma cosa. Me quedo con ese: “es entonces cuando comprendemos la importancia de tener unas firmes convicciones que sostengan lo mejor posible nuestra entereza.” Y es entonces cuando recuerdo firmemente que no todo vale, que es importante elegir al compaero, o los compaeros de viaje, mas que saber a dónde nos conduce. “Caminante no hay camino, se hace camino al andar” Y si te sabes bien acompaado…Es un placer siempre leerte. Un beso

Deje un comentario


Related Posts with Thumbnails